Catálogo

Se Las Piscinas y sus riesgos para la salud: de los que no se habla y cómo evitarlos

6 min

Por qué recomendamos utilizar la tecnología Lifeox®o los sistemas de media tensión Lifeuvm®.

Nadar en piscinas de agua dulce, salada o agua del mar, bañarse en estanques naturales y relajarse en jacuzzis conlleva riesgos potenciales para la salud. Si sabemos cuáles son los riesgos potenciales, podemos elegir una tecnología adecuada para el tratamiento de agua. Sólo la elección correcta de la tecnología permitirá una agradable experiencia de baño y diversión acuática sin ningún problema de salud.

Los siguientes párrafos resumen los riesgos reales para la salud que las tecnologías convencionales no pueden eliminar de manera fiable.

El riesgo más grave para la salud está asociado con el compuesto de tricloramina, que se forma mediante la reacción del cloro con las sustancias orgánicas contenidas en el agua de la piscina que penetran en el agua principalmente a través  del sudor y de la orina. La tricloramina producida de esta manera irrita y altera el epitelio de las vías respiratorias superiores, causa manifestaciones alérgicas en personas susceptibles y causa una mayor susceptibilidad al asma no sólo en niños sino también en adultos. La tricloramina también causa irritación y sequedad de la piel y enrojecimiento de los ojos o incluso corrosión y degradación de las construcciones de las salas de la piscina. La exposición a tricloramina a largo plazo representa un gran riesgo para la salud sobre todo para atletas o el personal del parque acuático. Existen casos cuando la tricloramina, que tiene un efecto duradero en el aire interior de la sala de la piscina cubierta causó la destrucción y un colapso posterior de la estructura de concreto reforzado de la sala. La tricloramina también causa un olor típico a la piscina que hace que la presencia de tricloramina sea confiable. La tricloramina también es responsable del olor típico a la piscina que hace que la presencia de tricloramina sea reconocible.

La tricloramina se encuentra no sólo en las piscinas de agua dulce donde se utiliza una desinfección con cloro, sino también en piscinas con agua salada o con agua del mar. Hay un error pensar que el agua salada de la piscina no contenga cloro. Para desinfectar el agua de la piscina, ya sea agua salada o agua del mar, el cloro también es utilizado (igualmente aplicado para la piscina con agua dulce). La única diferencia es que el cloro no se suministra al agua en forma líquida o en forma de tabletas de cloro, sino que se produce directamente en el agua mediante electrólisis de la sal disuelta (NaCI).

El segundo riesgo más grave para la salud en piscinas y jacuzzis está asociado con la presencia de protozoo parásito llamado Cryptosporidium parvum y Giardia lambila, que causan diarrea severa. La criptosporidiosis causada por el protozoo de Cryptosporidium parvum puede durar hasta dos semanas y está acompañada de vómitos, fiebre leve, calambres abdominales, dolor de cabeza, pérdida de apetito y fatiga. En piscinas públicas, donde los niveles de cloro están bajo el control constante, se han registrado una serie de problemas de salud graves, causados por estos patógenos, especialmente el Cryptosporidium. La criptosporidiosis causada por el protozoo de Cryptosporidium parvum puede durar hasta dos semanas y está acompañada de vómitos, fiebre leve, calambres abdominales, dolor de cabeza, pérdida de apetito y fatiga. En piscinas públicas, donde los niveles de cloro están bajo control constante, se han registrado una serie de problemas de salud graves, causados ​​por estos patógenos, especialmente el Cryptosporidium. Como resultado, se ha encontrado que la desinfección por cloración no garantiza la inactivación de estos protozoos y, por lo tanto, es necesario tener una etapa de desinfección adicional en la tecnología de tratamiento de agua de la piscina que destruirá estos patógenos resistentes.

Por lo tanto, al elegir una tecnología de tratamiento de agua, sólo se deben elegir las tecnologías que eliminan tanto la tricloramina como los protozoos parásitos de Cryptosporidium parvum y Giardia lambila.

Puede haber otras bacterias en el agua de la piscina como Escherichia Coli que es responsable por la diarrea, infecciones del tracto urinario y fiebre alta, o Legionella que tiene síntomas como dolor de cabeza y dolor muscular, tos y disnea. Sin embargo, la desinfección por cloración es suficiente para inactivarlos.

Hay que mencionar la influencia de las algas en la calidad del agua de la piscina. Las algas representan un problema estético para los propietarios de piscinas. Sin embargo, pocos se dan cuenta de que las algas liberan sustancias tóxicas en el agua. Cuanto mayor sea la concentración del cloro en el agua, menor será la presencia de algas. Desde un punto de vista sanitario, es necesario mantener la concentración del cloro en el agua la más baja posible. Por este motivo, es necesario elegir la tecnología adecuada para el tratamiento del agua de la piscina.

Actualmente, es muy popular usar sistemas UV de baja presión, a veces denominados como sistemas UV-C o UVL para la desinfección del agua de la piscina, tanto agua dulce como salada. Son adecuados para desinfectar el agua, incluida la inactivación de los patógenos resistentes mencionados anteriormente, Cryptosporidium parvum y Giardia lambila. Gracias a estos sistemas se puede reducir la cantidad de cloro en las piscinas. Sim embargo, los sistemas UV de baja presión no eliminan una sustancia más dañina para la salud – tricloramina. Además, no pueden garantizar una desinfección permanente del agua, ya que las bacterias inactivadas por rayos UV de baja presión pueden ser renovadas.

Los sistemas UVM de media presión se han convertido en el estándar en la tecnología del tratamiento de agua en piscinas públicas. Los sistemas UVM de media presión son diferentes de los sistemas UV-C de baja presión debido a su diseño diferente de la construcción de la lámpara UV y, además de la desinfección del agua, también descomponen la nociva tricloramina. La desinfección del agua es permanente, es decir, las bacterias inactivadas no pueden renovarse como en caso del uso de los sistemas UV-C de baja presión. Por estas razones, la norma alemana DIN 19643 para piscinas públicas sólo permite el uso de los sistemas UVM de media presión.

La empresa LIFETECH, reconocida mundialmente como el experto en ozono, UV y tecnología AOP (AOP = procesos avanzados de oxidación), desarrolló en 2002 una tecnología exclusiva LifeOX®para el tratamiento del agua de la piscina. El desarrollo de esta tecnología fue precedido por la experiencia obtenida de las plantas públicas de purificación de aguas residuales y agua potable y de la purificación de aguas industriales. Las tecnologías de LIFETECH han permitido eliminar sustancias nocivas de estas aguas, pesticidas y dioxinas incluidas. En este momento, la mejor tecnología para el tratamiento del agua de la piscina era la tecnología de ozono según la norma alemana para piscinas DIN 19643. Sin embargo, esta tecnología era costosa, no usaba el ozono de manera eficiente y requería mucho espacio. Gracias a estas razones fue desarrollada la tecnología LifeOX, actualmente la tecnología más efectiva para el tratamiento de agua de la piscina. La tecnología LifeOX® que utiliza procesos avanzados de oxidación, no sólo es más barata en comparación con la tecnología de ozono (de acuerdo con la norma alemana DIN 19643), sino que también requiere mucho menos espacio para la instalación y, sobre todo, es más eficiente que la tecnología de ozono. LifeOX®garantiza el mayor grado de desinfección, descompone de manera más efectiva la tricloramina dañina para la salud y, además, elimina la sustancia contenida en el agua de la piscina de la que se forma la tricloramina. Tecnología LifeOX®es la única que evita la creación de los riesgos para la salud mencionados anteriormente.

Hay que señalar que la exclusiva tecnología del tratamiento de agua LifeOX®M desarrollada por LIFETECH ha podido resolver todos los problemas que los operadores de parques acuáticos públicos y los propietarios de las piscinas de hotel han abordado, e incluso les ha ayudado a aumentar la concurrencia y reducir los costos operativos. Como resultado, los inversores en LifeOX®M necesitaron un período increíble de 8 a 16 meses para retornar sus inversiones. Gracias a estos hechos, la tecnología LifeOX®M fue elegida la mejor tecnología de tratamiento de agua para el parque acuático más grande de Rusia, el Complejo Olímpico Luzhniki que actualmente se encuentra en construcción.

LIFETECH siempre estuvo pensando en clientes privados al desarrollar nuevas tecnologías y equipos. Estas tecnologías están probadas por aplicaciones industriales y, por lo tanto, brindan a los clientes privados los mismos beneficios que a los operadores y visitantes de parques acuáticos y centros de relajación públicos. Para piscinas privadas y pequeñas públicas, LIFETECH desarrolló una tecnología LifeOX® Spark, que al precio de los sistemas estándar UV-C de baja presión garantiza a los usuarios no sólo la desinfección a largo plazo, sino que elimina las mencionadas tricloraminas. Para piscinas privadas y pequeñas públicas, LIFETECH también desarrolló una tecnología ProfiPure® que al precio de los sistemas estándar UV-C de baja presión garaniza a los usuarios no sólo la desinfección a largo plazo, sino que elimina las menciondas tricloraminas. El agua de la piscina no tendrá el olor típico a la piscina y no habrá otros síntomas no deseados.

Siempre debe haber algo de desinfección en el agua de la piscina donde nos bañamos. Actualmente hay cloro. Sin embargo, si el agua de la piscina se trata con LifeOX® M o/y LifeOX® Spark o, al menos, con los sistemas LifeUVM®de media presión, la cantidad de cloro se puede reducir radicalmente y se elimina el olor típico a la piscina. La calidad resultante del agua y del aire será agradable no sólo para personas alérgicas y los asmáticos, sino que para todos los visitantes.

Beneficios de las tecnologías LifeOX® y  LifeUVM®

Problema/ Tecnología                                   LifeOX®               LifeUVM®           UV-C de baja tensión

Eliminación de tricloraminas                     YYYY                     YYYY                     OOOO

Prevenir la creación

de tricloraminas                                          YYYY                     OOOO                  OOOO

Inactivación de Cryptosporidium p.  YYYY                     YYYY                     YYYY

y de Giardia l.

Inactivación de algas                                   YYYY                     YYYY                     YYOO